Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Search in posts
Search in pages

Cedro de la India

Descripción de la especie

El cedro de la India o mundani

Nombre científico: Acrocarpus fraxinifolius

Familia botánica: Fabaceae

El cedro rosado o mundani conocido también como cedro rojo, cedro de la India, o como le llaman en México lazcar en honor al presidente Lázaro Cárdenas que fue un gran impulsador de este árbol en ese país. Después de la teca (Tectona grandis), el cedro rosado es probablemente el segundo árbol más popular y más intensivamente plantado en las regiones tropicales de Asia en donde existe plantaciones de millones de individuos. Es originario de la India y de Birmania, pero desde hace muchas décadas se introdujo a todas las regiones tropicales de Asia, África, América y Oceanía, gracias a sus múltiples bondades. Se le ha plantado en el país desde zonas bajas hasta los 1400 m, en lugares donde no haya un periodo fuerte de sequía y con suelos con buen drenaje, aunque puede soportar suelos compactados.

Es una especie heliófita por lo que necesita de mucha luz para crecer y desarrollar su recto tronco de unos 30 m de alto y hasta 1 m de diámetro en promedio, aunque puede llegar a superar los 2 m en condiciones muy propicias. La corteza es clara y está llena de delgadas manchas que forman bandas horizontales que le dan una serie de tonalidades. La raíz es profunda y pivotante y tiene la capacidad de fijar nitrógeno lo que ayuda a mejorar los suelos.

Las ramas son largas, la copa estrecha y rala gracias a que las ramas bajas se auto podan, quedando únicamente las de más arriba, de ahí que el árbol sea empleado como maderable al disponer de un largo y cilíndrico tronco muy limpio. Las ramitas son delgadas y presentan muchas lenticelas blancas, las hojas bipinnadas son alternas, caducifolias y muy largas que caen por el peso; además están formadas por foliolos grandes de forma lanceolada y muy delgados con la nervadura muy evidente, pero lo que más llama la atención son los raquis y peciolos totalmente rojizos, así como las hojitas nuevas que sobresalen entre el verde de las demás.

Los grandes racimos erectos de flores de hasta 50 cm de largo, incluido su largo y grueso peciolo son una hermosa mezcla de sépalos y pétalos verdes con gruesas y largas anteras rojas que de largo asemejan delgados pétalos como pelitos, que en conjunto le dan al racimo una apariencia como mechuda.

Las flores se abren de abajo hacia arriba dándole una particular forma como de cono alargado o “pirucho”. Otra característica de estos ramos de flores es que de un solo punto nacen varios en direcciones opuestas. Los frutos son vainas leñosas aplanadas y delgadas de unos 10 cm de largo, las que permiten el paso de la luz solar a través de ellas cuando están tiernas, permitiendo ver las semillas, igual a los que ocurre con la leucaena (Leucaena leucocephala), pero al madurar se tornan leñosas y de un color café oscuro. En promedio pueden tener unas 10 semillas oscuras con el borde lleno de manchitas más claras dando la apariencia de que están sucias, son además curvas en un extremo y en el otro poseen una pequeña punta, que la une a la parte interna del fruto.

La madera es rojiza veteada, muy durable, pesada, dura, de fácil secado y trabajabilidad por lo que se emplea para fabricar muebles, en carpintería en general, para piezas torneadas y talladas, así como en tarimas, cajas de embalaje, construcciones rurales y celulosa. Por otro lado, el árbol se utiliza como leña, carbón, soporte para plantar trepadoras como la vainilla y la pimienta negra, formación de barreras tapavientos, cercas vivas, sombra de cultivos como el café y el té, recuperador de suelos, forraje, producción de abundante materia orgánica y excelente árbol atrayente de abejas, insectos y de gran cantidad de aves insectívoras.

Se reproduce por medio de semillas que deben ser tratadas previamente porque tienen una testa muy dura y en forma natural pueden durar hasta 4 años en germinar; de ahí que se recomienda escarificarlas con ácido sulfúrico por unos minutos o limarlas hasta producirles una abertura por donde entrará el agua, o bien con una tijera, cuchilla o corta uñas hacerles un pequeño corte en el extremo redondeado para exponer su interior. Otra forma de reproducirlo es por medios asexuales ya sea con acodos, injertos o estacas, aprovechando su gran capacidad de rebrote, el cual se evidencia en los tocones que han quedado luego de un aprovechamiento de su tronco, desarrollando nuevos troncos que pueden ser aprovechados al corto plazo.

A pesar de tantas virtudes, cuando por primera vez se comenzó a plantar este árbol en Costa Rica a mediados de los años 70, fue víctima de una enfermedad ocasionada por un hongo nativo que ocasiona la marchitez del árbol desde las puntas de las ramas hacia abajo, luego el ataque de termitas y por último la muerte del árbol, por lo que no se volvió a plantar esta especie en nuestro territorio. ¡Imagínense nada más si esta enfermedad nativa por desgracia llegara a la India!

El término fraxinifolius se le designó a esta especie porque sus hojas se asemejan a las hojas del fresno (Fraxinus), “hojas como las del fresno”.

 

 

You are donating to : Greennature Foundation

How much would you like to donate?
$10 $20 $30
Would you like to make regular donations? I would like to make donation(s)
How many times would you like this to recur? (including this payment) *
Name *
Last Name *
Email *
Phone
Address
Additional Note
paypalstripe
Loading...